El edificio se localiza en la zona sur de una nueva actuación urbanística en Tongling, China. El programa mezcla superficie comercial en el volumen horizontal del edificio, con oficinas que se sitúan en la pieza vertical. La gran pieza longitudinal que hace de basamento es de aspecto masivo, casi pétreo, si bien conecta con el espacio comercial a pie de calle apoyándose en una sucesión de bóvedas de diferentes tamaños que lo hacen permeable en planta baja. La torre se diseña para captar la máxima luz posible a la vez que se defiende de la radiación solar mediante un brise-soleil que conforma la fachada.